A Louis Vuitton le gusta México. La presencia de cualquier complemento Louis Vuitton aporta un toque de lujo y sofisticación al ambiente. Su fusión con el deporte es única. Atentos a las tendencias de estas últimas fashion weeks, podemos percatarnos del regreso del deporte como declaración de un nuevo estilo. Las pasarelas en París, Nueva York y Londres se han vestido con tenis deportivos, shorts de ciclista, maletas y estilos sport minimalistas que han enamorado a los críticos. Para la casa francesa Luis Vuitton, esta perfecta unión entre el deporte y el lujo se materializa en el nuevo embajador de la marca, Miguel Layún, futbolista de la selección nacional mexicana. Tras el mundial de Rusia 2018 y su fichaje por un equipo español, Layún se ha convertido en una indudable sensación en las redes sociales. Su Instagram es fiel reflejo de ese estilo clásico e impecable que le caracteriza, y en sus recientes fotografías no faltan las letras LV en todos sus accesorios.

Fiel a las icónicas bolsas de la maison, el defensa veracruzano es la imagen perfecta para la nueva colección wear de Virgil Abloh, el nuevo director creativo de Louis Vuitton. Tras diseñar la maleta que la FIFA utilizó para transportar la Copa del Mundo, las intenciones de la marca no pudieron estar más claras: su apuesta por el deporte era un hecho. Después de todo, existen pocas marcas que logren llevar la elegancia y la masculinidad a su ropa casual, como lo hace Louis Vuitton. Layún se siente cómodo y cercano a la marca que representa y es algo que se nota en la nueva campaña publicitaria. Sin duda, ha sido la elección perfecta para enaltecer el carácter lujoso con su distinguido porte. El embajador de Luis Vuitton es un reflejo de la elegancia de la marca dentro y fuera del campo.